Información Sobre Drogas

Información Drogas

Archive for the ‘Nuevas drogas’ Category

Con cierta frecuencia se oye hablar acerca de la aparición de nuevas drogas en el mercado. Si hacemos caso a la prensa general, los programas de televisión y muchos presuntos expertos en el tema, cada fin de semana se consumen decenas o cientos de sustancias distintas en los clubs y discotecas, con efectos desconocidos y toxicidad impredecible. Las pistas de baile son el laboratorio donde los narcotraficantes ensayan sus nuevos productos antes de lanzarlos al mercado y los consumidores son el equivalente a cobayas o ratas de laboratorio. La metáfora de la ruleta rusa (un día las pastillas llevan éxtasis, y a la semana siguiente matarratas o estricnina) es una de las ideas habituales de muchos ilustres (entiéndase en sentido irónico) científicos, psiquiatras y autoridades antidroga en sus intervenciones de televisión.

Designer Drugs drogas de diseño

Posted by InfoDrogas en enero 25, 2010

La expresión inglesa designer drugs ha sido traducida como “drogas a medida” o “drogas en escala”, pero la interpretación más extendida es “drogas de diseño”. Con esta expresión se designa a ciertas sustancias de un origen natural cuya estructura química se ha modificado mediante la manipulación en el laboratorio. Estas experimentaciones fueron aprovechadas por los narcotraficantes porque de esta manera lograban comercializar sustancias no registradas como drogas.
Existe una gran cantidad de fármacos de diseño sintético que fueron creados por los investigadores con distintos fines terapéuticos. Así es como los medicamentos son cada día más específicos, más potentes y presentan menos efectos colaterales.
Ante la multiplicidad de elementos novedosos y las tácticas de enmascaramiento de los traficantes, las leyes debieron cambiar. Antes se castigaba a quienes consumían o vendían las drogas señaladas en un listado de sustancias; ahora es ilegal la comercialización, tenencia y consumo de cualquier sustancia no autorizada.

La aparición de nuevas drogas, legales o ilegales, se debe a la investigación sobre el diseño de la estructura de los medicamentos que realiza la industria farmacéutica mundial. Esto puede llevar a una mutación en las costumbres adictivas de las nuevas generaciones y, por ende, a una renovación constante de las estrategias de prevención y control.
En 1980 apareció en los Estados Unidos un sucedáneo de la heroína de origen sintético llamado “china white” que causó estragos entre los heroinómanos. Esta sustancia, derivada del alfentanil, nació de la manipulación inescrupulosa y clandestina y a causa de su defectuosa composición produjo numerosas muertes, lesiones cerebrales graves y síntomas de Mal de Parkinson a muchos jóvenes.

La mayoría de las anfetaminas sintéticas que circulan en la actualidad en el mercado negro derivan de la metanfetamina. Esta droga apareció en 1938 y es conocida por sus consumidores como “speed”. Sus propiedades ambiguas no permiten una clasificación puntual ya que sus efectos navegan entre los de las anfetaminas y los alucinógenos. Los síntomas embriagantes provocan el aumento de los sentimientos, la agudización de la atención y fluidez en la comunicación.
Los científicos de los grandes laboratorios medicinales investigan drogas sintéticas que afectan las proteínas del cerebro y los neurotransmisores de la mente para descubrir nuevas sustancias con el propósito de mejorar los tratamientos neurológicos. Es decir, para dar soporte a la vida. En cambio quienes propician e incentivan el consumo de estas sustancias con fines meramente comerciales sólo dan soporte a conductas adictivas, es decir, a la muerte.

La mala calidad de las drogas de diseño está en relación directa con su precio. El narcotráfico logró así llevar su mercancía a estratos sociales que antes no podía acceder al consumo de drogas. Considerando que el porcentaje de pobres supera ampliamente a las clases media y alta, es fácil comprender el interés mercantilista que llevó a los narcos a solventar las investigaciones de numerosos laboratorios independientes. El objetivo era que sintetizaran ciertos fármacos con el fin de crear adicciones más económicas e igualmente peligrosas.

Éxtasis

El éxtasis es una droga sintética técnicamente conocida como MDMA. En los Estados Unidos la llaman XTC o Adam y en Inglaterra se la designa con la letra “E”. MDMA son las siglas que responden a su nombre químico, que es 3,4-metilendioxmetanfetamina. Esta droga nace de una mezcla de ingredientes naturales (nuez moscada, cálamo, azafrán, perejil, eneldo, vainilla y otros) con sustancias químicas (como amoníaco y metilo, entre otras).
Fue sintetizada por primera vez en 1910 por G. Mannish y W. Jacobsen, dos químicos alemanes de la compañía Merck y fue designada en sus orígenes como MDMA. Luego de numerosas pruebas de laboratorio, la empresa patentó el producto y trató, sin éxito, de comercializarlo como anoréxico. Poco después la investigación sobre el producto fue abandonada.
En 1953, el ejército norteamericano, en su búsqueda de drogas que hicieran confesar a los agentes comunistas, realizó pruebas de experimentación con LSD y MDMA. A partir de ese momento, numerosos científicos comenzaron a estudiar el MDMA y a describir sus efectos psicoactivos: aumento de la percepción, sensación de desdoblamiento y alucinaciones.

Muchas sustancias psicodélicas, como la ibogaina, el LSD y la MDMA, fueron después utilizadas por los psicólogos con fines terapéuticos sin ninguna eficacia evidente. En 1967, Leo Zoff tomó conocimiento del MDMA y propagó entre la comunidad psicológica y psiquiátrica norteamericana la información y las técnicas que llevaría al uso extendido de esta droga.

Para evitar que se prohibiera el uso de esta sustancia, como había sucedido con el LSD cuando lo adoptaron los “hippies”, los profesionales y especialistas evitaban dar a conocer o publicar sus descubrimientos y conclusiones. El uso de esta droga en ámbitos médicos se mantuvo por varios años en secreto, pero finalmente fue adoptada por el movimiento Nueva Era que la difundió por el mundo entero.

La denominación “píldora del amor” se debe a que motiva experiencias de una intensidad emocional tal que promueve relaciones afectivas ficticias. Esto produjo lo que se dio en llamar el “síndrome del matrimonio instantáneo”. Por eso, en el comienzo de la década del ’80 los estudiantes universitarios norteamericanos usaban remeras con el slogan “No te cases hasta seis semanas después de haber consumido éxtasis”.
Por entonces era ya la droga de moda entre “yuppies”, gays y universitarios.

En 1985, se dieron a conocer estudios que demostraron que el éxtasis era peligroso para la salud y la droga fue declarada ilegal. Su popularidad aumentó enormemente a causa del marketing que hicieron los narcotraficantes y del espacio que le dieron los medios de comunicación, que convirtieron el éxtasis en una cuestión nacional. Los diarios y revistas de mayor tirada y los programas masivos de televisión le dedicaron largos reportajes y debates y el uso clandestino fue, entonces, inevitable.

La prohibición fue aprovechada por los narcotraficantes, que la introdujeron en las discotecas diciendo que tenía efectos afrodisíacos. En realidad, según la opinión de diferentes expertos que han estudiado el uso y abuso de MDMA, el éxtasis produce:
• Pérdida del apetito y de sueño.
• Constricción de los vasos sanguíneos.
• Temblores.
• Deshidratación.
• Aumento masivo de la presión sanguínea.
• Conducta paranoide.
• Hemorragias y lesiones cerebrales.
• Fallo cardíaco.
• Esquizofrenia.
• Reacciones peligrosas en individuos que toman medicación psicoactiva, que son hipersensibles, con problemas psicológicos, antecedentes psicóticos o personalidad inestable.
• La estimulación del sistema nervioso central que implica riesgos asociados al uso de anfetaminas.
• Luego de un fuerte consumo de éxtasis, la interrupción repentina suele provocar un profundo estado depresivo que puede conducir al suicidio.
• La liberación de radicales libres que produce el consumo frecuente de éxtasis puede generar un trastorno psicótico en personas de carácter inestable. Este estado se caracteriza por delirios persecutorios, excitación, estupor y miedo intenso.
• A causa de las visiones psicodélicas puede generar cuadros de esquizofrenia y paranoia transitorias que se incrementan si se continúa con el consumo.
• Alucinaciones auditivas y visuales.
• La “evaporación” de las barreras psicológicas puede desenmascarar profundos dolores ocultos, recuerdos afligentes, remordimientos y culpas bloqueadas, cuya liberación puede conducir a actitudes autodestructivas. Esto forma parte de los llamados “malos viajes”, en los que se destapan emociones negativas ocultas en el subconsciente.

Posted in Éxtasis, Designer drugs, Drogas de diseño, General, Nuevas drogas | Leave a Comment »

Éxtasis droga de diseño

Posted by InfoDrogas en enero 24, 2010

El éxtasis o la MDMA (metilenedioximetilanfetamina) es un estimulante que  combina las propiedades de  metilanfetamina o “speed” con propiedades alucinógenas o de alteración mental.


¿Qué es el éxtasis?
Considerada como la droga de diseño de uso más común, el éxtasis es un derivado de la familia de la metilanfetamina que se puede describir como un estimulante alucinógeno. Las drogas de diseño son variaciones clandestinas de otras drogas. Debido a las muchas recetas distintas usadas en la fabricación del éxtasis, durante la producción se crean, sin querer, substancias como la PMA (parametilanfetamina) y éstas han causado la muerte. El éxtasis se prohibió en 1985, y actualmente se clasifica como una substancia controlada de la Lista I.

¿De dónde viene el éxtasis?
Aunque el éxtasis primero se usó en 1914, para suprimir el apetito, era relativamente desconocido hasta los años 60, cuando se notó por primera vez su uso no medicinal en los EEUU. Hasta 1985, los psiquiatras y psicólogos usaban mucho el éxtasis en el tratamiento de ciertas personas con dificultades psicoemocionales.

¿Quién usa el éxtasis?
En Texas, los adolescentes y jóvenes adultos son los que usan frecuentemente el éxtasis. Se encuentra en gran parte en los clubes nocturnos, las barras y las parrandas de moda (rave) que duran toda la noche. Las rave son parrandas ininterrumpidas en sitios como las bodegas desocupadas. Se conocen por la música acelerada de alto volumen, ofrecen una variedad de diversiones de alta tecnología y, muchas veces, incorporan el uso de las drogas.

¿Cuáles son los efectos emocionales de el éxtasis?
La “subida” del éxtasis puede durar de seis a 24 horas, pero el “viaje” promedio es de tres a cuatro horas. Una dosis moderada de éxtasis puede causar euforia, sentimientos de bienestar, aumento de la claridad mental o emocional, ansiedad o paranoia. Una dosis más fuerte puede producir alucinaciones, sensación de flotar o de ser liviano, depresión, paranoia y conducta violenta e irracional.

¿Cuáles son los efectos psíquicos de el éxtasis?
Los síntomas de la reacción física pueden ser, entre otros: pérdida del apetito, náusea, vómito, visión borrosa, aumento en el ritmo del corazón y la tensión arterial, rigidez muscular, mareo, escalofríos, sudor, temblores, insomnio, convulsiones y pérdida de control sobre los movimientos voluntarios del cuerpo. Cuentan que algunas reacciones pueden durar de uno a 14 días después de tomar el éxtasis. Las mujeres embarazadas y las personas que sufren padecimientos cardíacos, epilepsia y alta tensión son más propensas a las reacciones adversas. Los que usan el éxtasis se arriesgan a la deshidratación y al agotamiento por calor cuando se esfuerzan físicamente, especialmente cuando lo toman en el ambiente de fiesta-baile. Han muerto varios que usan la droga por no tomar agua suficiente y por acalorarse mucho.

¿Cuánto tiempo se queda el éxtasis en el cuerpo?
El éxtasis se puede detectar en la orina hasta por cuatro días.

¿Tiene el uso de el éxtasis efectos a largo plazo ?
Los estudios corrientes en los animales demuestran que el éxtasis destruye las neuronas del cerebro que producen la serotonina, y esto causa una reducción prolongada de los niveles de serotonina. Esta parte del cerebro controla la agresión, el temperamento, la actividad sexual, el sueño y la sensación de dolor. Los investigadores todavía no están seguros de la severidad de los daños perdurables que produce el uso crónico del éxtasis.


Posted in Éxtasis, Drogas de diseño, General, Nuevas drogas | Etiquetado: , , , | Leave a Comment »

Nuevas drogas

Posted by InfoDrogas en enero 23, 2010

KETAMINA, “K”, “SUPER K”, “SPECIAL K”

Como sucede con casi todas las drogas sintéticas, que luego entran al mercado negro para usos ilícitos, la ketamina es un anestésico general que actualmente se sigue usando clínicamente en cirugía menor, cirugía ocular y para el recambio de gasas en grandes quemaduras. Sus características psicodélicas fueron descubiertas después de que un número grande de pacientes informó sobre lo que sentían al salir de la anestesia. Experimentos posteriores mostraron que una dosis mucho menor que la anestésica produce una experiencia psicodélica de gran intensidad.


Entre tales efectos psicodélicos, el doctor Zavaleta, médico farmacólogo, menciona una sensación de que la mente ha sido separada del cuerpo: “el uso indebido de ketamina crea alucinaciones y experiencias fuera del cuerpo que se inician al minuto, si la aplicación es por vía endovenosa. Se entra a un estado de inconsciencia acompañado de ausencia o falta de percepción del dolor”.

Con dosis bajas se consiguen, de acuerdo a estudios practicados con consumidores, un sentimiento apacible y soñador, con sensaciones de flotar y salir ligeramente del cuerpo. Con dosis superiores se produce un efecto alucinógeno que hace sentir al usuario muy lejos de su cuerpo.

La experiencia con dosis altas es denominada por los consumidores “entrar en un agujero K”, comparándola con una sensación de muerte cercana, en la que el cuerpo se separa. Cuando una persona se encuentra en el “agujero K” le es muy difícil moverse, permaneciendo sentado o echado durante la experiencia.

Externamente, el individuo se encuentra inconsciente, sin capacidad de percibir sensaciones (desconectado). Tiene un aspecto como si estuviera muerto. A este efecto se le denomina catalepsia (parece muerto).

Clandestinamente, la ketamina se está consumiendo en Lima, de acuerdo a observaciones de campo de CEDRO, en polvo e inhalada por la nariz, como la cocaína, inyectada, bebida o por vía endovenosa.

Preguntando acerca de los efectos secundarios de esta droga, el doctor Alfonso Zavaleta señala los siguientes: sensación de angustia y pánico, psicosis, hipertensión, taquicardia, suspensión de la respiración y muerte. Para que una persona no sea sorprendida cuando le ofrecen esta droga, el especialista recuerda que muy pocos veces se le llama por su nombre, ketamina, usándose más bien apelativos callejeros como: “K”, “Special K”, “Super K” y “Especial CK”.

Posted in General, Nuevas drogas, Ketamina | Etiquetado: , , , | Leave a Comment »

 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.